Párroco Reinaldo: “Si se confirma el reparto
y nos ofrecen cambiarlo, no aceptaremos”

“¡Le han quitado la caseta al cura!”. Ayer noche los mentideros políticos laurinos hervían con la noticia, y esta mañana al fin he podido contrastarla con los implicados en la misma. El tema es que UPyD, como nueva formación política en el pueblo, había solicitado, está en su perfecto derecho, una caseta en la Feria. Esta caseta serviría no sólo para sacar unos dinerillos (por el método directo, indirecto ó circunstancial, este último consistente en subasta al canto como PP Y PSOE a terceros osea) sino para dar a conocer al partido, sus siglas, sus gentes y su magentuoso color. Y eso está muy bien.
UPyD presentó su petición de caseta, su “pliego de condiciones” en el que a modo de currículum, enumeraba los méritos (actuaciones, ser partido político etc) para la petición de caseta. Y así lo han hecho los demás peticionarios incluida la Parroquia con don Reinaldo a la cabeza y los feligreses detrás. Como siempre osea. Y de pronto, ayer salta la noticia de que le han quitado la caseta a la Parroquia para dársela a UPyD. La Parroquia se habría quedado con una de las peores casetas de la Feria, una pequeña entrando a la izquierda. Nada que ver con lo que han tenido durante una década. Ello presunta y provisionalmente porque todavía no está firmado ni pasado por Comisión de Gobierno, aunque a estas alturas así se les habrá comunicado ya a las partes.
La caseta de la Parroquia era la número 7 de la Feria y con una superficie aproximada de 250 metros cuadrados estaba situada entre la caseta del PP y la de IU. En la mejor zona y casi casi la mejor caseta de la Feria, osea. Dese 1999, diez años ha, la Parroquia se la adjudica y así como otras casetas se subastan ó se subarriendan -cosa que es ilegal pero se hace como práctica común incluso por los mismos partidos políticos ¡qué curioso!- la de la Parroquia estaba gestionada y manejada por los propios parroquianos, que no sólo ponen su trabajo altruista sino que ellos mismos llevan los materiales y hasta la comida y la bebida. Las ganancias no van a la Iglesia en sí, sino a cuestiones sociales, Cáritas etc. La Parroquia tiene la portada de la caseta prefabricada y a medida, y si se confirmara el cambio, la tendrían que tirar ó reciclar.
Espinoso tema, que ha devenido al parecer por el “sistema de puntos” con el que se adjudican las casetas. Si eres partido político, puntúa tanto. Si vas a traer actuaciones, puntúa cuanto. Se suman los puntos… y según la nota, te dan la caseta. La Parroquia tenía menos puntos que UPyD… y le quitaron la caseta. Sencillo no más.
En el momento de escribir estas líneas, los peones, alfiles y reinas se están moviendo con ganas, pero quien deberá solucionar el tema, en último extremo, será como siempre el alcalde Villanova, que es además el que se supone que ha dado luz verde al “tema caseta UPyD”, porque en este ayuntamiento no se mueve una brizna de hierba sin su consentimiento. Y menos una cosa tan gorda como quitarle la caseta a la Iglesia para dársela a una formación política emergente.
¿Y qué dicen Ramón Guanter y el cura don Reinaldo?. Pues ambos están expectantes. Porque a decir verdad no es culpa de la UPyD que les hayan preconcedido, a la espera de la firma, la caseta de la Parroquia. Ellos presentaron una solicitud ajustada a normativa y les han dado esa superficie de la Feria. Ramón Guanter es claro: “Todavía no se puede decir que tenemos esa caseta, porque deben confirmarlo en la Comisión de Gobierno de mañana. Ayer hablé con el cura para que fuera a ver la caseta que le habría correspondido…”. Le pregunto yo a Ramón si cambiarían la caseta si se confirmara la distribución, y me contesta como si fuera político de toda la vida: “Por mí si. ¡Pero hay que ver lo que piensa la asamblea de UPyD!”. Bien, Ramoncín, bien.
¿Y el cura?. Pues también he hablado con él no hace más de media hora. Dice que ha mandado a alguien a ver los planos y la situación de la caseta que le ha correspondido. Como buen cristiano, don Reinaldo no ataca, y suavemente dice que las Normas, con mayúscula, son las Normas con mayúscula. Y que ellos presentaron la misma solicitud que otros años. Pero parece que el “sistema de puntos” esta vez habría jugado contra la Parroquia: “Las Normas son la Normas y ya está. Hasta ahí bien y nada que decir de la UPyD. Pero es curioso, ¿por qué se ha tenido que mover la Parroquia y no otro grupo?. Los criterios y las Normas me parecen de lo más injustas”.
Y hay una cosa que don Reinaldo tiene muy claro. Preguntado por la posibilidad de cambiar se caseta -si se ratifica que pierden la suya en favor de la UPyD y esta formación política le ofrece el cambio- el cura párroco no lo duda: “Nunca aceptaremos la cesión si nos echan de nuestra caseta. Las Normas son las Normas y están para cumplirlas. Nos iremos donde nos digan y ya está…”.
¡Vaya caramelo envenenado para la UPyD!.
Espero que lleguen en el ayuntamiento a un acuerdo favorable a todos.
Publicado por a las 10:27 am