Que paséis unas estupendas Navidades con vuestra familia y que el año 2012 os traiga salud, para que podáis conseguir vosotros con vuestro esfuerzo todo lo demás

    Finalmente han pasado algunos días más de lo previsto antes de escribir de nuevo en el Blog, aunque sea sólo para felicitaros las Navidades. Muchos me han llamado por teléfono interesándose por el motivo de este paréntesis informativo. Creían que podría tratarse de un problema de salud. Afortunadamente no ha sido así y estoy estupendamente y en forma, hasta el punto de que me he marchado fuera de España un par de semanas. He recorrido las ciudades de Roma y Florencia, con sus correspondientes días de diálisis “a costa” de la Comunidad Europea. Un viaje indescriptible, como podéis suponer. Yo ya había estado allí, en ambas ciudades, pero no me cansan. Y volveré de nuevo. Su historia con minúscula cercana es nuestra Historia con mayúscula protocolaria y me encanta perderme por las retorcidas calles del Trastévere o en las ruinas cargadas de simbolismos del Coliseo y el Palatino. Es otro mundo y te permite reconciliarte contigo mismo y darte cuenta de lo “piltrafillas” que somos, pues hasta los grandes Emperadores y Papas están criando malvas, y de sus respectivos mundos de lujo y lujuria sólo quedan algunas ruinas de piedra… y el Vaticano, claro. Creemos que el mundo gira alrededor nuestro, de nuestra casa,  de nuestro pueblo, de nuestra provincia, de nuestra nación… ¡y vaya si estamos equivocados!. Existe vida más allá de Alhaurin de la Torre y no se nos debería olvidar nunca. Este viaje a Italia me lo ha recordado de nuevo… afortunadamente.
En este paréntesis informativo han ocurrido numerosas noticias importantes: Zapatero se ha ido, adiós… Rajoy ha venido, hola, Villanova ha jurado como diputado de las Cortes Generales y ha tenido a bien confesarnos por fín sus cargos, sus cargas, sus emolumentos y sus bienes… al menos los manifiestamente confesables. Eso está bien. Por otra parte, nuestros concejales del PP, todos toditos, votaron por unanimidad y sin fisuras en contra de una mociín de ERES que quería solicitar la retirada del recurso ante el Tribunal Constitucional contra la Ley que regula el “matrimonio homosexual”… Y eso no está tan bien. Me ha dolido, lo reconozco. Pero bueno, no todo puede ser perfecto, supongo. Me dicen que la Fundación de las Canteras tiene problemillas que a lo largo de los próximos meses se agravarán y que más de un secretario se va a tener que tragar unas cuantas firmas… no lo sé, lo estudiaremos. La vida en Alhaurin al parecer no se ha parado y eso está mejor.
En un principio he pensado dejar pasar las fiestas navideñas antes de retomar el Blog y los temas políticos y sociales de nuestro pueblo. Tenéis otros medios de comunicación a los que agarraros. ¡Y agarraros a ellos antes de que los cierren!. Que cerrar no cerrarán, pero intentarlo veo que hay quien lo está intentando… Supongo que no es bueno ir por la vida cerrando publicaciones.
Y ya está bien de palabrería. Que paséis uns estupendas Fiestas de Navidad. ¡Qué  estupendas son las Navidades!. Hasta yo me estoy volviendo bueno… Fuera de coña, disfrutad DE vuestra familia y CON vuestra familia, del género y número que sea… Y que el año 2012 os reparta en abundancia lo más preciado que uno puede tener sin duda en esta vida: la salud. Con salud, vosotros mismos os podéis buscar todo lo demás, colmar vuestras aspiraciones, ser, en definitiva, felices. Sin salud también podéis ser felices, pero es un poco más difícil. Digo.
Cuidaros y nos veremos en unos pocos días.
Juan Carlos Sanz de Ayala

Publicado por a las 9:52 am